De productos a servicios. De la calidad a la innovación.

En el informe “Seizing the White space: Innovative service Concepts in the United States” realizado por la agencia finlandesa para la tecnología y la innovación, Tekes describe las consecuencias provocadas por el cambio de una economía fundamentalmente basada en los productos a otra basada fundamentalmente en los servicios. Durante los últimos 20 años, tal como demuestra el siguiente gráfico, las economías industrializadas más importantes del mundo, incluidas las de Estados Unidos y la Unión Europea, ha experimentado un cambio económico de productos a servicios.

productosservicios

Para ejemplificar este cambio, el informe expone los beneficios de las 10 organizaciones más importantes de Estados Unidos (excluyendo las energéticas) donde, de media, el 85% de dichos beneficios provienen de la venta de servicios.

Desde que las economías occidentales cambiaron de la agricultura a la producción de bienes manufacturado no se había experimentado cambios macroeconómicos de tanta envergadura. Según este estudio la economía estadounidense ha sufrido diferentes transformaciones desde la década de los 80. A la economía europea llegaría unos años después. Durante los 80 la forma de crear valor en las organizaciones era a través de la “revolución de la calidad”, Six Sigma, Modelos de Excelencia, EFQM (en Europa), etc. En los años 90 en cambio la transformación vino a través de la reingeniería de procesos o dicho de otra forma, la calidad aplicada a procesos no productivos. En el 2000 la innovación parece ser el factor de transformación de las economías, y sobre todo la innovación aplicada a los servicios. Estos cambios pueden apreciarse gráficamente en la siguiente figura.

calidadinnovacion

Aunque este informe tiene más cosas para destacar, me gustaría detenerme aquí y analizar los datos aportados. Estos datos reflejan que los líderes senior de nuestras organizaciones han conseguido “sus medallas” durante la era de la calidad y en la que abundan ingenieros. Y este hecho no creo que sea casualidad… Ahora parece que empezamos otra era donde la calidad sigue teniendo importancia, pero es la innovación la que toma fuerza la cual parece que no se rige por los mismos principios que la calidad. Esto me hace reflexionar sobre la necesidad de que los líderes actuales trabajen nuevas habilidades que nos permitan afrontar la tercera transformación hacia “la era de la innovación“. Y me pregunto ¿No necesitaremos nuevos líderes? ¿Las formas de trabajar del pasado son válidas actualmente? ¿Están dispuestos los nuevos líderes en cambiar su status quo?

Personalmente considero que los nuevos líderes deben dejar paso a la siguiente generación y que estos hagan frente a inercias del pasado sabiendo trazar nuevos caminos con nuevas formas de gestión. Des esta forma estaremos en disposición de afirmar que hemos entrado en la era de la innovación. Hasta ese momento yo me sentiré escéptico.

« Previous Post
Next Post »

11 COMMENTS ON THIS POST To “De productos a servicios. De la calidad a la innovación.”

  1. Gracias Aitor por dejarlo tan claro. Me gusta el hilo argumental. Yo también creo que con los niveles salariales actuales, para ser competitivos no vale hacer las cosas con calidad, hay que pasar a otro estadío, la innovación. El economísta Sala-i-Marti ha escrito lago al respecto; reflexiones interesantes.
    Pero me gustaría subrayar otra arista que abres en tu post; ya que es difícil saber llegar a la cumbre, pero más difícil es saber dejarlo cuando estás arriba, y algo de esto les sucede a los grandes líderes de la “calidad”.

  2. Muy buen post !
    Parecería que el suelo fértil que se vio en los 80 y 90 para los cambios de paradigma en los modelos de creación de valor y que permitieron mudar primero a la calidad y luego a la reingenieria de procesos no parecerían ser tan fértiles para enfrentar la era de la innovación.
    Tus preguntas finales atienden a una hipótesis que no es menor y que se entiende que para generar innovación en los modelos de negocio hay que lograr innovar en el propio liderazgo y management de las organizaciones. Entiendase que el cambio de paradigma ya no pasa por “hacer las cosas de otra manera” sino en reinvertar el liderazgo y los modelos mentales organizacionales para atender a este cambio.
    En el limite tanto la calidad como la reingenieria de procesos eran objetivos alcanzables a traves de tangibles o intangibles que las organizaciones podian comprar.
    El desafío ahora, es que, si como el informe afirma, el nuevo paradigma de valor esta basado en la innovacion, hay un desafío cultural por cambiar en las organizaciones basado en el cambio de su misma cultura que aparece como una propiedad emergente de sus prácticas y estilos de liderazgo. Y aqui, por mas consultoría que se compre, es en el mindset del managment y de sus modelos de liderazgo donde se debe dar la transformacion.
    Saludos.-

  3. Yuri dice:

    Hola Aitor

    Estoy de acuerdo, pero en parte.

    La era de la innovación, para una innovación sostenible, la parte de calidad sigue siendo fundamental (no menos importante), porque es necesario ir consolidando lo que se va innovando, aunque tenga un enfoque beta. Lo que pasa es que ese nivel de consolidación deberá ser lo más flexible, ágil y adaptable a nuevos cambios.

    Estoy contigo en que el tipo de liderazgo “anterior” y lo que se pide en esta son ‘aparentemente’ diferentes. Sí. Pero, creo que debemos de aprender a estar cómodos con la existencia de ambos. No hay un único tipo de liderazgo.
    Incluso, hay personas con capacidad de ejercer uno u otro tipo según la necesidad. En eso consiste gestionar inteligentemente ¿no?

    Espero que de tanto hablar de la era de la innovación, no dejemos de dar importancia al trabajo bien hecho. Porque una organización que no haya sido capaz de sacar un aprobado la asignatura de “calidad”, aunque su gestión destaque por primar la innovación… no creo que sea sostenible.

    Todas las organizaciones y empresas reconocidas por ser innovadores, tienen un sobresaliente en “calidad-excelencia” ¿No?

    En resumen, no se trata de dejar paso a nuevos líderes o generaciones, sino de aprender a valorar la importancia de ambos y de saber gestionar fluidamente este “aparente” diferencia. No veo como estilos opuestos, sino más bien complementarios.

    Estoy con Martin, en que ‘..la calidad como la reingeniería de procesos eran objetivos alcanzables a traves de tangibles…’, simplemente, sabíamos si ibamos bien o no. En materia de la Innovación, aún no sabemos bien como objetivarlo (aunque algunos ya lo consiguen o han aprendido a ‘ver-gestionar’ lo intangible). En eso estamos todos. Eso es lo nuevo (el nuevo paradigma de valor, que comenta Martin).

    Al menos así opino a fecha de hoy.

    Un saludo

  4. ivan dice:

    Gracias por el post Aitor,Creo que es obvio que estamos en tiempos de cambios

  5. De productos a servicios. De la calidad a la innovación.
    http://bit.ly/7Q8fIi

  6. Fernando dice:

    Muy buenas, me parece un post sensacional, tremendo como explica todo, tiene mucho sentido. En general el blog esta genial, enhorabuena a los creadores, os sigo a menudo.

    En, Fraile y Blanco, la empresa de comunicación donde trabajo, también nos dedicamos a temas de innovación, como por ejemplo, Innova Cantabria, un suplemento que producimos nosotros mismos para el Diario Montañés de Cantabria. Sería un placer que visitarais nuestro blog para poder compartir ideas, proyectos e información… Un abrazo fuerte, os espero.

  7. De productos a servicios. De la calidad a la innovación.
    http://bit.ly/7Q8fIi

  8. Muy interesante RT @xqno De productos a servicios. De la calidad a la innovación. http://bit.ly/7Q8fIi

  9. RT @xqno: De productos a servicios. De la calidad a la innovación.
    http://bit.ly/7Q8fIi

  10. RT @xqno: De productos a servicios. De la calidad a la innovación.
    http://bit.ly/7Q8fIi

  11. Pingback: en que invertir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *